Centros de mesa

Elementos decorativos

Muchas veces pensamos en reunir a la familia o amigos para pasar buenos momentos y agradables tertulias y ¿qué mejor manera para darles la  bienvenida y demostrarles nuestro cariño que realizando una mesa que sea bonita al mismo tiempo que acogedora?

Comenzando a decorar la mesa

A partir de la vajilla, cristalería, mantel o servilletas que pensemos utilizar, tendremos que decidir cómo decorar la mesa, eligiendo los elementos que se colocarán en el centro de la misma, y cuyo objetivo no es otro que mejorar la estética, además de aportarle personalidad.

Se puede enfocar con un contenido temático o acorde con la estación del año o festividad que vayamos a celebrar. Ya que no es lo mismo que el motivo de la reunión sea la celebración de un cumpleaños o tan solo un encuentro para pasar un rato agradable.

Tipos de elementos decorativos para el centro de mesa

Un aspecto fundamental en la decoración es preparar un bonito “centro de mesa”. Estos pueden estar compuestos por multitud de elementos, pero los que adquieren  mayor relevancia son los naturales, como flores, frutas, hortalizas, pequeñas plantas, ramitas……. Pueden ser de un solo tipo, todo flores por ejemplo, o combinadas como las flores y las frutas de temporada, cuya combinación dará como resultado una estética muy atractiva.

También las velas son otro elemento a considerar ya que estas aportan iluminación e intimidad, sobre todo para cenas y mucho más si estas van a realizarse en el exterior. Por otra parte, las velas flotantes, acompañadas por flores o frutas, dan como resultado algo atractivo para una cena agradable.

También quedan ideales las soperas, pequeñas figurillas de decoración, candelabros…….

Y en cuanto a las flores y plantas, bien sean secas, naturales o artificiales, si son combinadas con piedras también crean un bonito conjunto.

Eso sí, como siempre insisto en mis artículos, buscando la sencillez. Pero hay que tener en cuenta algunas indicaciones, como por ejemplo que las flores no tengan perfume ya que serían incomodas además de que podría enmascarar los aromas de la comida.

El tamaño de los centros de mesa deberá ser proporcional a la mesa que vayamos a realizar, no impidiendo la visibilidad con el resto de los comensales y facilitando las conversaciones entre ellos, por lo cual hay que tener en cuenta que no sean ni altos ni voluminosos. Realizaremos centros alargados si la mesa es alargada, y redondos para aquellas mesas que sean tanto redondas como ovaladas.

La distinción y elegancia en el centro de mesa

La decoración de una mesa no tiene por qué ser recargada, sino que tiene que darle un toque de distinción y elegancia. Decorar con estilo es “poner la guinda”.

Fotografías con ejemplos
de centros de mesa

En esta mesa, he querido mezclar frutas y flores, coordinando con el color verde de la fruta y el rosa de los platos y servilletas, formando una bonita combinación.

Otra posibilidad sería colocar entre platos unos pequeños detalles, como podéis observar en esta misma mesa, además del centro principal.

En esta otra, y aprovechando la recogida anual de los kumquats (naranjo enano o naranjo chino), he querido hacer un centro de mesa, sobre una bandeja o soporte de dos pisos, para darle una mayor altura y que no se quedara tan plano. Esta vez la combinación de colores ha sido, como veis, mediante naranjas y azules.  

En esta otra mesa he combinado el color verde a conjunto con los vasos y platos, decorando el centro de mesa con un porta velas, en el que ha colocado una vela verde acompañada con pasta de colores. Mesa sobria, sencilla y agradable. El detalle de la pasta en un centro de mesa podría ser una bonita idea para una comida o cena italiana.

Y, como ya os he comentado, otra bonita opción sería un centro de mesa con hortalizas. Como ésta mesa decorada con zanahorias, cuyos colores naranja y verde, combinados con una vajilla blanca sería una buena composición. ¡Imaginación al poder o contra gustos no hay nada escrito!

O bien esta otra con rábanos, cuyo contraste de rojo, verde y blanco, ofrece un resultado muy atractivo.

He hecho esta presentación colocando un rábano sobre cada plato para darle un toque de visibilidad mayor. Luego se retirarán antes de servir o bien cada comensal lo dejará, por ejemplo, en el platito del el pan.

Realizar bonitos centros con frutas también es una opción a considerar.

En este caso he querido hacer una mesa bicolor combinando el blanco con el verde. Unas manzanas, peras….por ejemplo, añadiendo unas ramitas de verde que le dan un toque muy especial. Ya que en los detalles está la diferencia.

También podrían ser unos centros de flores, ya que estas son sinónimo de delicadeza, de belleza y frescura, siendo el mejor elemento natural que le pueda dar vida a esa bonita  decoración que estamos realizando. Pero, como ya he comentado anteriormente, que carezcan de perfume.

Podrían ser desde unas macetitas con bonitas flores, centros realizados por un florista, o un pequeño detalle con flores del jardín, pero siempre de tamaño proporcional a la mesa, nunca con exceso que vaya a quitarle protagonismo a lo que en realidad se pretende hacer, como es celebrar una reunión de familiares o amigos.

Otro centro de mesa podrían ser las velas.

Bien utilizando portavelas, o cualquier otro elemento. En esta mesa he colocado las velas sobre copas invertidas; en su interior se puede colocar bien algunas ramitas o algún pequeño detalle de cerámica o un dulce, en caso de ir a celebrarse un desayuno o merienda; algo relacionado con la comida que se vaya a presentar como pasta, legumbres… unos lazos del color coordinado con la vajilla que se utilice… infinidad de ideas a considerar.

Y como ya he comentado, otro detalle que se podría utilizar en desayunos o meriendas es cualquier soporte que se tenga, por ejemplo este de cristal en cuyo interior se puedan ver unos dulces (macarons, financiers, o cualquier otro dulce en miniatura) quedando un centro atractivo al mismo tiempo que útil ya que se podrá descubrir cuando se vaya a comer y servirse los propios comensales como un complemento más a otros dulces que se presentarán en otros platos.

Otro bonito centro de mesa podría ser una o varias figuras (en caso de ser temática, por ejemplo unos patos, ciervos, ardillas, setas, ahora que es primavera, flores de cerámica, próximo el verano podrían ser caracolas, corales, barquitos….).

Como podéis ver en esta mesa destaca una sencilla sopera, que si se prefiere se puede incluso utilizar como macetero para flores o plantas, frutas u hortalizas.

Estoy segura, que vuestras ideas, creatividad e ilusión os llevarán a presentar tan bellas mesas como queráis realizar.

Elegancia es la ciencia de no hacer nada igual que los demás, pareciendo que se hace todo de la misma manera que ellos

Honoré de Balzac

Centros de mesa | Por Juana Sanz


Últimas publicaciones en Entrevisttas.com

Publicado por Juana Sanz

Estudié Magisterio, ejerciendo muchos años como profesora de EGB y cursé posteriormente la licenciatura de Psicología. Master Tastavins. Amante de la decoración de mesas, de la gastronomía y del mundo de los vinos. Correo electrónico: jn.sanz@gmail.com Instagram: @madame_chardonnay

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: